Tu lucha, mi lucha

Te acompañamos en cada momento de tu vida y te ayudamos a cuidar tu salud.

Categoría | Cáncer de Pulmón Jueves 31 Mayo 2018

Terapia de Reemplazo de Nicotina: ¿Qué saber antes de probarla?

Si fumas más de una cajetilla de cigarrillos al día, si fumas dentro de los cinco primeros minutos apenas te has levantado, si no puedes resistir el deseo de fumar, ni siquiera cuando estás enfermo, o si te despiertas en la noche para fumar, entonces has desarrollado una adicción por la nicotina.

 

La nicotina es una sustancia altamente adictiva que causa efectos irreversibles en el sistema nervioso central de la persona. Esta es la razón por la que a miles de fumadores les resulta cuesta arriba dejar el cigarrillo. Para ello, la Terapia de Reemplazo de Nicotina es la opción ideal.

 

¿Qué es la Terapia de Reemplazo de Nicotina?

La Terapia de Reemplazo de Nicotina o NRT, por sus siglas en inglés, es una manera de suministrarle nicotina al organismo por vías alternas al cigarrillo para contrarrestar los efectos del síndrome de abstinencia en el fumador1.  

Estas herramientas permiten dar una “tregua” a los síntomas físicos asociados a dejar de fumar para que el paciente pueda concentrarse en los aspectos psicológicos del tratamiento. Usualmente, la NRT incluye parches, inhaladores, chicles o caramelos con nicotina, así como medicamentos prescritos.

shutterstock_673643899

Los medicamentos para dejar de fumar se adquieren con o sin receta médica. Conozcamos cada uno de ellos:

 

 

Terapia sin prescripción

Parches de nicotina: se aplican en la piel en lugares secos o poco visibles. La nicotina entra a través de la piel al torrente sanguíneo para aliviar los síntomas de la abstinencia. No deben usarse si se mantiene el hábito de fumar porque podría causarle al paciente una sobredosis de nicotina.

 

Chicles de nicotina: debe consumirse más lento que un chicle regular. El proceso sería: a) masticar hasta sentir un ligero sabor a pimienta en boca; b) mantener el chicle en la boca hasta que el sabor a pimienta ya no se sienta; c) volver a masticar. No debe comer ni antes ni durante el uso del chicle de nicotina.

Caramelos de nicotina: son unos caramelos duros que se disuelven en la boca por alrededor de 20 o 30 minutos2. No se puede morder, ni masticar, tampoco tragársela, solo deja que su sabor se diluya en el interior de la boca. Evite tomar dos pastillas seguidas, más de 5 píldoras en 6 horas o más de 20 por día3.

 

shutterstock_17457172

 Terapia con prescripción

Inhalador de nicotina: este es el método que los fumadores encuentran más parecido al cigarrillo, ya que se inhala la sustancia directamente desde un tubo de plástico cargado con un cartucho de nicotina. Sin embargo, ésta no va a los pulmones sino a la boca y, de allí pasa al torrente sanguíneo4. Se deben diferenciar de los cigarrillos electrónicos. 

Aerosol o rociador nasal de nicotina: se aplica directamente en las fosas nasales, 1 o 2 dosis por hora. La frecuencia de aplicación debe ser definida con un médico y no se deben aplicar más de 40 dosis diarias. Tampoco debe usarse por más de seis meses.

Bupropion5: Es un fármaco que ayuda a paliar los síntomas de la abstinencia, controlando la ansiedad y la necesidad de fumar. Es un método seguro para usarse en simultáneo junto a otros métodos de la Terapia de Reemplazo de Nicotina, sólo consulte a su médico. 

Vareniclina: también ayuda a disminuir los síntomas de la abstinencia por fumar y, adicionalmente, bloquea los efectos de la nicotina en aquellos pacientes que vuelvan a fumar de nuevo. Debe consumirse bajo la supervisión médica.

shutterstock_616046861

 La Terapia de Reemplazo de Nicotina no puede ser usada indefinidamente ya que, como sabemos, la nicotina es una sustancia que genera adicción independientemente de cómo se consuma. La diferencia entre la NRT y el cigarrillo es que este último es el principal factor de riesgo del cáncer de pulmón.

De hecho, ningún estudio indica que usar la Terapia de Reemplazo de Nicotina por más tiempo del recomendado tenga incidencia en el éxito de dejar el hábito. El consumo de estos medicamentos debe dejarse de forma progresiva mientras se hacen esfuerzos por desintoxicar al organismo por completo de la nicotina.

Por ello es tan importante empezar estos métodos acompañado de un médico, independientemente si requieren receta médica o no, ya que, además, en su mayoría estas terapias de sustitución tienen efectos secundarios6 que, aunque son menores, deben ser atendidos profesionalmente.

En la Guía "Respira libre lejos del tabaco" encontrarás información relacionada con estrategias para abandonar permanentemente el hábito del cigarro. Descárgala, compártela y ponla en práctica para mejorar tu salud.

Descarga Ahora

 

Referencias

1 Sociedad Americana contra el Cáncer (2017) Terapia de reemplazo de nicotina para tratar el tabaquismo. Recuperado de https://www.cancer.org/es/saludable/mantengase-alejado-del-tabaco/guia-para-dejar-de-fumar/terapia-de-reemplazo-de-nicotina.html

2 IDEM

3 IDEM

4 IDEM

5 Oficina de Tabaquismo y Salud, Centro Nacional para la Prevención de Enfermedades Crónicas y Promoción de la Salud (2017.) ¿Cómo funcionan los medicamentos para dejar de fumar? Recuperado de https://www.cdc.gov/tobacco/campaign/tips/spanish/dejar-fumar/guia/explore-medicamentos.html 

6 Food and Drug Administration (2017) ¿Quiere dejar de fumar? Los productos aprobados por la FDA pueden ayudarle Recuperado de https://www.fda.gov/ForConsumers/ConsumerUpdates/ConsumerUpdatesEnEspanol/ucm439983.htm

 

Nuevo llamado a la acción
Nuevo llamado a la acción
Cotiza