Tu lucha, mi lucha

Te acompañamos en cada momento de tu vida y te ayudamos a cuidar tu salud.

Categoría | Prevención, Cáncer de Mama, Estilo de vida Viernes 28 Septiembre 2018

¿Cómo aumenta mi riesgo de cáncer si solo consumo alcohol y tabaco en reuniones sociales?

Es normal consumir alcohol y fumar un cigarrillo cuando asistimos a fiestas o simplemente por pasar el rato. ¿Pero eres consciente que podrías aumentar el riesgo de padecer cáncer de mama? Conoce cómo puedes evitar estos hábitos en la siguiente nota.

 

Aunque no lo creas, el consumo constante de alcohol significa un peligro latente para las mujeres. Si comparamos a las mujeres que no toman con aquellas que sí lo hacen, las que toman 1 trago por día tienen 10% más riesgo, las que toman 2 tragos por día, tienen 21% más riesgo y las que toman 3 tragos por día tienen 40% más riesgo de desarrollar cáncer de mama1. Independientemente de las comparaciones, dependiendo del estudio, por cada 10 gramos de alcohol consumidos por día, el riesgo de cáncer de mama aumenta entre 7%2 y 12%3

consumir-alcohol-aumenta-riesgo-de-cancer-de-mama

 

Por ello, es recomendable que evites el consumo de bebidas alcohólicas, por lo menos más de una al día.

 

El consumo de alcohol y su relación con el cáncer de mama

Es importante que sepas los efectos colaterales del consumo de bebidas alcohólicas. El alcohol logra incrementar tus niveles de estrógeno y otras hormonas que se relacionan con el cáncer de seno. Además, dañará el ADN de tus células4 y si bebes 3 a 6 veces por semana, tu riesgo será un 15%5 más alto.

 

alcohol-y-tabaco-enemigos-sociales-del-cancer-de-mama

 

Pero eso no es todo, si a tus tres bebidas semanales le agregas un trago adicional, tu riesgo subirá 10% más5Lo increíble es conocer que hay niñas y adolescentes entre 9 y 15 años que consumen alrededor de 5 tragos por semana, teniendo en cuenta que aumentarán significativamente el riesgo de desarrollar tumores benignos de mama, pero que la presencia de ciertos tumores benignos de tan jóvenes aumenta el riesgo de cáncer de mama más adelante en la vida6.

 

Formas de reemplazar las bebidas alcohólicas

Todo depende de ti, tú tienes la iniciativa para empezar a dejar el alcohol. Pero si se te hace difícil, empieza por beber dos vasos menos por semana, y poco a poco reduce la cantidad de trago que consumes. Pero evitar el consumo de bebidas alcohólicas no significa dejar de divertirte, asistir a fiestas, o pasar tiempo con tus amigos. Hay muchas maneras de seguir tomando tus tragos favoritos pero sin alcohol7:

 

  • Cóctel Virgen María: Necesitas jugo de tomate del Bloody Mary sin vodka
  • Cóctel de agua tónica: Previamente congela en una cubeta el jugo de tu preferencia, y luego colócalos como hielo dentro de tu agua tónica soda.
  • Cóctel de flores: Prepara cualquier cóctel sin alcohol y dentro puedes adornarlo con flores comestibles conservadas en jarabe. La presentación y el sabor serán increíbles.


reemplazar-el-alcohol-por-otras-bebidas-para-prevenir-cancer-de-mama

  • Champagne: Dentro de una copa de champagne, puedes dejar unas cuantas fresas o frambuesas orgánicas frescas, para luego verter agua con gas o ginger ale. 
  • Cóctel de frutas: Bate un poco de fruta picada y colócalo en un vaso con tu bebida preferida, sin alcohol por supuesto.


Ahora tienes unas cuantas ideas para ir dejando el alcohol, poco a poco. Haz la prueba y verás lo deliciosas que son, así no te perderás de ninguna reunión y todos querrán probar lo que estás tomando.

El consumo del tabaco y su relación con el cáncer de mama

Un estudio publicado por el boletín del Instituto Nacional del Cáncer, reveló que las mujeres con más riesgo de desarrollar cáncer de seno (61%), fueron las que empezaron a fumar antes de su primera menstruación8.

Sin embargo, las mujeres que se iniciaron en el tabaco años o más de ser madres a priori, obtuvieron un 45% más de riesgo en comparación con las mujeres no fumadoras. Y de continuar con el mal hábito del cigarro, su riesgo aumentará a un 24%8.

 

el-tabaco-provoca-cancer-de-mama

 

De igual manera, ten presente que el tabaquismo dañará tu salud tarde o temprano. Si fumas y deseas dejar de hacerlo, el proceso será difícil pero no imposible. Y si aún no has probado el cigarro, lo mejor será que no lo intentes.

 

Formas alternas para dejar los cigarrillos:

La Sociedad Americana de Cáncer, menciona que ningún producto del tabaco es seguro9Los sustitutos de nicotina: Puedes utilizar parches, chicles, inhaladores, o nebulizadores nasales10:

 

  • Cigarrillos electrónicos: Son muy comunes  en los jóvenes y adolescentes. Ayudan en el proceso de dejar el humo del cigarro, cambiándolo por el vapeo, el cual no es inocuo, pero tiene muchos menos efectos nocivos que el cigarrillo.
  • Realizar acupuntura y meditación: Ayuda a controlar tu ansiedad por el cigarro.
  • Amistades: Es bueno contar con un amigo, tanto para conversar sobre cómo te sientes, o para que te de aliento en el proceso de olvido.

hacer-meditacion-ayuda-a-dejar-el-tabaco

 

No olvides que es mejor evitar los malos hábitos, del alcohol y el cigarro, para mantener tu cuerpo sano por mucho más tiempo. Si deseas quedarte fuera de las estadísticas de riesgo, conoce más sobre el cáncer de mama aquí.

 

Referencias:
1.  Singletary, S. E.(2003) Rating the risk factors for breast cancer. Estados Unidos: Annals of surgery. Recuperado de: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC1514477/

2. Hamajima N, Hirose K, Tajima K, etc (2002). Alcohol, tobacco and breast cancer-collaborative reanalysis of individual data from 53 epidemiological studies, including 58,515 women with breast cancer and 95,067 women without the disease. British Journal of Cancer. Recuperado de: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC2562507/

3. Allen NE, Beral V, Casabonne D, Kan SW, Reeves GK, Brown A, Green J; Million Women Study Collaborators. (2009). Moderate alcohol intake and cancer incidence in women. Journal of the National Cancer Institute. Recuperado de: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19244173

4. Varela-Rey, Woodhoo, A., Martinez-Chantar, M. L., Mato, J. M., & Lu, S. C. (2013). Alcohol, DNA methylation, and cancer. Alcohol research: current reviews. Recuperado de: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3860423/

5. Chen W.;  Rosner B.; Hankinson S.; et. JAMA. 2011;306(17):1884-1890. Moderate Alcohol Consumption During Adult Life, Drinking Patterns, and Breast Cancer Risk. Estados Unidos: Journal of the American Medical Association. Recuperado de: https://jamanetwork.com/journals/jama/fullarticle/1104580

6. Berkey, C.; Willet, W.; Frasier, L.; et al.  Prospective Study of Adolescent Alcohol Consumption and Risk of Benign Breast Disease in Young Women. (2010). PEDIATRICS Vol. 125 No. 5 pp e1081-1087. Recuperado de: http://pediatrics.aappublications.org/content/125/5/e1081..info

7. Breast Cancer. Consumo de alcohol Estados Unidos: Breastcancer.org. Recuperado de: https://www.breastcancer.org/es/riesgo/factores/alcohol

8. Gaudet, M.; Gapstur, S.; Sun, J.; etc (2013). Active Smoking and Breast Cancer Risk: Original Cohort Data and Meta-Analysis. JNCI: Journal of the National Cancer  Institute, Volume 105, Issue 8, 17 April 2013, Pages 515–525. Recuperado de: https://academic.oup.com/jnci/article/105/8/515/912199

9. American Cancer Society. (2015). ¿Hay alguna forma de fumar que sea segura? Recuperado de: https://www.cancer.org/es/cancer/causas-del-cancer/tabaco-y-cancer/hay-alguna-forma-de-fumar-que-sea-segura.html?_ga=2.114106243.583557406.1537217893-464169237.1535573022

10. American Cancer Society. (2017). Terapia de reemplazo de nicotina para tratar el tabaquismo. Recuperado de:
https://www.cancer.org/es/saludable/mantengase-alejado-del-tabaco/guia-para-dejar-de-fumar/terapia-de-reemplazo-de-nicotina.html?_ga=2.122492815.583557406.1537217893-464169237.1535573022

 

Combatamos el cáncer de mama
Nuevo llamado a la acción
Cotiza