Te ayudamos a prevenir, identificar y luchar contra el cáncer. Afíliate hoy y adquiere la protección que necesitas.

Conoce más
0 %   l e í d o

23/03/2021 - Léelo en 8 min.

Cáncer linfático: síntomas, tratamiento y causas

Dr. César Samanez
Cirujano Oncólogo

Index de contenidos:

Un linfoma es una proliferación maligna de linfocitos, que son las células defensivas del sistema inmunitario. Por lo general, se desarrolla dentro de los ganglios linfáticos o de los nódulos; sin embargo, en ocasiones afecta también a otros tejidos, como el bazo o el hígado. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es el cáncer linfático?

El crecimiento de esta enfermedad realiza una merma en el funcionamiento del sistema inmunitario, que es cuando más se haya extendido el cáncer. Asimismo, si la médula ósea se ha visto afectada podría producir anemia u otros cambios en las células de la sangre.

Te explicamos más sobre los tipos de cáncer linfático, sus síntomas y tratamiento.

¿Cómo se ocasiona el cáncer linfático?

Hasta la actualidad no se conocen las causas que desatan un linfoma. Se asocia con una infección originada por bacterias como Helicobacter pylori y borrelia, o por virus como el Epstein-Barr.

Los expertos vinculan también el linfoma a factores como insecticidas y radiaciones, sin que se hayan podido extraer evidencias concluyentes.

¿Qué es el sistema linfático?

El sistema linfático es un sistema complejo, clave para las defensas de nuestro organismo. Por ello, no está centralizado, sino que se encuentra en varias partes u órganos de nuestro cuerpo. Comprende el bazo, el timo, los vasos y ganglios linfáticos.

¿Cuáles son las funciones del sistema linfático?

Las funciones del sistema linfático son tres, principalmente: 

  • Drena fluidos de nuestros tejidos y los regresa al torrente sanguíneo.
  • Protege nuestro cuerpo de enfermedades, removiendo o eliminando las bacterias, virus o parásitos, así como las toxinas, y ayuda a destruir o eliminar las células viejas, dañadas o anormales.
  • Finalmente, ayuda a absorber grasa y vitaminas de nuestro sistema digestivo y los lleva al torrente sanguíneo.  

Ahora que ya sabes qué es el sistema linfático, así como sus funciones, podrás conocer más a fondo lo que significa el cáncer linfático y los tipos que existen. Presta atención a todos los detalles.



 

sintomas de cáncer linfatico

Tipos de cáncer linfático

Existen muchos tipos de cáncer linfático, pero los principales son dos: el linfoma de Hodgkin y el linfoma.

1. ¿Qué es el Linfoma de Hodgkin?


  1.  

El linfoma de Hodgkin, antes llamado enfermedad de Hodgkin, es un tipo de cáncer que está incluido en el grupo de los linfomas malignos. Un linfoma es un tumor maligno que se desarrolla en el sistema linfático, que forma parte del sistema inmunitario.

Entre los llamados órganos linfoides se encuentran, por ejemplo, los ganglios linfáticos, el bazo y las amígdalas. Los linfomas podrían aparecer en cualquier órgano con tejido linfático. El linfoma de Hodgkin, sin embargo, se inicia prácticamente siempre en los ganglios linfáticos.

Las células del tejido linfático, de las que descienden todos los linfomas de Hodgkin, se conocen como linfocitos. Los linfocitos son un tipo de glóbulos blancos que intervienen en las defensas inmunitarias.

cáncer linfatico causas

  1. 2. ¿Qué es el Linfoma?

  2.  

El linfoma corresponde al grupo de linfomas malignos. Es posible diferenciarlos a través de un estudio histológico.

El linfoma se inicia en las células del tejido linfoide, conocidos como linfocitos. Estas células corresponden al grupo de los glóbulos blancos y son responsables de la defensa del sistema inmunitario.

Existen dos tipos de linfocitos que desarrollan labores distintas en el sistema inmunitario: linfocitos T y B. 

linfoma de hodgkin

  1. Linfoma de Hodgkin: causas

  2.  

Hasta el momento no se conocen las causas del linfoma de Hodgkin. Existen determinadas infecciones vírales relacionadas, ya que en casi el 40%-60% de los pacientes se detecta la presencia del virus de Epstein-Barr, lo que parece reconfirmar la idea de que las infecciones víricas favorecen su desarrollo.

El linfoma de Hodgkin se inicia desde que favorecen el desarrollo de células cancerosas llamadas oncogenes.

Linfoma: causas

Aún no se conocen las causas del linfoma no Hodgkin, pero existen diversos factores que elevan el riesgo de padecerlo:

  • Daños del genoma. Ciertos linfomas son ocasionados por daños en el material genético.
  • El virus de Epstein-Barr. Las infecciones con este agente patógeno de alto grado conocido como linfoma de Burkitt.
  • VIH. Las personas infectadas tienen un mayor riesgo de sufrir linfoma.
  • La infección con Helicobacter pylori. Si la mucosa gástrica sufre inflamación crónica debido a esta bacteria se da un elevado riesgo de desencadenar un linfoma.
  • Sustancias químicas. Algunas sustancias como el benceno y otros disolventes orgánicos (como los insecticidas, los fungicidas y los pesticidas) podrían desarrollar de un linfoma no Hodgkin.
  • La vejez. Por lo general, conforme pasan los años se incrementa el riesgo de padecer cáncer.

linfoma de hodgkin sintomas

¿Cuáles son los síntomas del cáncer linfático?

Generalmente, los linfomas se muestran como ganglios linfáticos incrementados de tamaño que, cuando brotan en zonas accesibles como la ingle, las axilas o en el cuello, se podrían palpar evidenciando su tamaño incrementado. Estos bultos no suelen ser dolorosos.

Cuando se manifiestan en zonas menos accesibles como el abdomen, podrían pasar desapercibidos, por lo que el diagnóstico solo se obtiene cuando se presentan otros síntomas que exigen realizar estudios más completos.

Los síntomas de cáncer linfático bien podrían ser fiebre superior a los 38 grados, abundante sudoración nocturna hasta llegar al punto de empapar la ropa y pérdida inexplicable de peso. Asimismo, los pacientes podrían experimentar otras manifestaciones locales como agrandamiento del bazo, lo que se conoce como esplenomegalia.

En estados avanzados, los Linfomas pueden diseminarse a través de los vasos sanguíneos a órganos no linfoides como los huesos o el hígado.

De esta forma, el linfoma de Hodgkin podría comprometer prácticamente a todos los órganos del cuerpo. Como consecuencia de ello, el paciente podría presentar los siguientes síntomas:

  • Hepatomegalia y esplenomegalia.
  • Infiltraciones dolorosas del esqueleto, posiblemente acompañadas de fracturas óseas.
  • Síntomas neurológicos como parálisis o parestesias (adormecimientos) derivados de la compresión de la médula espinal o de nervios periféricos.
  • Infiltración de la médula ósea con disminución de las células de la sangre.

¿Cuál es el tratamiento para cáncer linfático?

Es de suma importancia realizar un diagnóstico preciso y un buen estudio de extensión de la enfermedad, el cual permitirá tener todos los datos necesarios para elegir el tratamiento más adecuado.

Hasta el momento es cada vez mayor el conocimiento de los linfomas, así como la investigación con nuevas moléculas y otras modalidades terapéuticas que ofrecen expectativas alentadoras. Los tratamientos más usados son los siguientes

  • La quimioterapia convencional.
  • Los anticuerpos dirigidos contra las células linfomatosas
  • La Radioterapia.

cancer linfatico tratamiento

¿Cómo se previene el cáncer linfático?

En la actualidad no se sabe cómo prevenir la aparición de un Linfoma. Los especialistas enfatizan que llevar un estilo de vida saludable puede aminorar el riesgo de padecer de una neoplasia maligna pero no está demostrado. Si bien no se ha podido establecer un vínculo directo, es importante tomar medidas que ayuden a reducir el riesgo.

Presta atención a las siguientes acciones que puedes implementar para reducir el riesgo.

Mantén una alimentación sana

Al adoptar cambios para tener una alimentación sana, estarás contribuyendo con el bienestar de tu cuerpo y reduciendo el riesgo de cáncer. Asegúrate de incluir siempre en tu alimentación frutas y verduras.

Realiza actividad física

Realiza actividad física por al menos 150 minutos en una intensidad moderada, o de 75 a 150 a una intensidad vigorosa, a través de la semana. De esta forma lograrás mantener un peso saludable y, a la vez, disminuirá el riesgo de desarrollar otros problemas de salud, como enfermedades del corazón, hipertensión arterial (presión alta), diabetes y osteoporosis (adelgazamiento de los huesos).

Evita hábitos nocivos

A menudo, los expertos recomiendan evitar el tabaquismo, la obesidad y los factores de riesgo cardiovascular. En caso de crecimiento de un linfoma, un paciente sin comorbilidades (enfermedades paralelas) tiene más probabilidades de tolerar un tratamiento considerado agresivo como la quimioterapia.

Realiza chequeos anuales

Existen tipos de cáncer se pueden detectar en sus etapas iniciales, antes de que estos crezcan y se propaguen. La detección temprana es clave para poder tratar a tiempo el cáncer. Es por eso que resulta indispensable realizarse un chequeo anual. 

Ahora conoces más detalles y algunas de las diferencias entre Linfoma de Hodgkin y Linfoma. Recuerda prestar atención a los factores de riesgo y síntomas que puedan ser de alerta. En AUNA nuestra prioridad es siempre tu salud y la de tu familia, consulta con nuestros expertos y obtén la mejor protección.

New call-to-action

  1. Referencias:
  2. Lymphoma Action: The Lymphatic System https://lymphoma-action.org.uk/about-lymphoma-what-lymphoma/lymphatic-system
  3. Mayo Clinic: Linfoma https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/lymphoma/symptoms-causes/syc-20352638
  4. Roman, Eve y Smith, Alexandra G (2011). "Epidemiology of lymphomas". Histopathology. 58, 4-14.

Obtén de forma actualizada todos nuestros artículos, podcasts, transmisiones en vivo y videos

Artículos relacionados

¡Te ayudamos! star