¡Protégete y ahorra! Afíliate hoy y obtén 40% dscto en nuestros programas destacados 👉
Afíliate aquí

Programas

Beneficios

Lo que ofrecemos

¡Afíliate aquí!

Nutrición

Oncorecetas

Fitness

Salud mental

Estilos de vida

Bienestar infantil

Ver todos ¡Afíliate aquí!
×

Recibe información valiosa para tu salud

Obtén los mejores consejos y tips para prevenir el cáncer y llevar una vida sana

El-tipo-de-cáncer-más-común-en-el-Perú-y-cómo-prevenirlo

¿Qué es el Cáncer de Cuello Uterino?

Lectura de 6 minuto(s)

1. ¿Qué es el cáncer de cuello uterino?

El cáncer de cuello uterino se origina en las células que revisten el cuello del útero, que es la zona que conecta el útero con el canal vaginal.

La mayoría de los cánceres de cuello uterino se origina en las células de la zona de transformación, donde los epitelios del exocervix y endocervix se unen. Estas células no se convierten en cáncer de un momento a otro, sino que se transforman gradualmente en células pre-cancerosas que con el tiempo derivan en cáncer.

Sin embargo, solo algunas de las mujeres con precánceres de cuello uterino desarrollarán cáncer y con frecuencia pasan varios años antes de que un pre-cáncer cambie a cáncer de cuello uterino.

2. Tipos de cáncer de cuello uterino

El cáncer de cuello uterino puede ser de dos tipos:

  • Carcinomas de células escamosas: Nueve de cada diez casos son de este tipo. Se originan de células en el exocérvix, principalmente en la zona de transformación.

  • Adenocarcinomas: Estos se originan de células glandulares productoras de moco del endocérvix. En los últimos 20 a 30 años, se ha notado un aumento de estos casos.

New call-to-action

3. Papilomavirus humano: principal causa y prevención

Casi todos los casos de cáncer de cuello uterino surgen por la infección por determinados tipos de virus del papiloma humano (VPH) transmitidos por contacto sexual. Aunque existen más de 100 cepas de PVH, solo alrededor de 14 de ellas pueden ocasionar cáncer.

El cuerpo de la mayoría de las mujeres es capaz de combatir la infección de VPH, un pequeño porcentaje de las infecciones por determinados tipos de VPH puede persistir y convertirse en cáncer.

En este sentido, evitar el contagio por VPH se convierte en una forma de prevención del cáncer de cuello uterino. Algunas formas de evitar contraer el virus son las siguientes5:

  • Vacunarse contra el PVH: Las vacunas que protegen contra las infecciones por VPH reducen en gran medida el riesgo de cáncer de cuello uterino4. La edad ideal de aplicación es entre los 9 a 14 años de edad. Las vacunas solo pueden prevenir la infección por VPH, no pueden tratan la infección si esta ya ha sido contraída.

  • Conducta sexual responsable: Limitar el número de parejas sexuales y/o evitar tener relaciones con personas que tienen múltiples parejas sexuales disminuirá las probabilidades de infección por VPH. La presencia de otras infecciones de transmisión sexual facilitan la adquisición de VPH.

  • Usar protección durante la actividad sexual: Usar un método anticonceptivo de barrera, como un preservativo, ayuda a protegerse contra el VPH, sin embargo, no elimina por completo la posibilidad de infección por VPH en personas con conductas sexuales de riesgo.

  • Dejar de fumar: Evitar el consumo de tabaco reduce el riesgo de progresión de una lesión precancerosa a un tumor maligno, el riesgo aumenta con el número de cigarrillos que se fuman por día y durante el tiempo que estos han sido consumidos.

vacuna en el brazo de una mujer

4. Prevención a través de exámenes de detección

El cáncer de cuello uterino también se puede prevenir a través de tres exámenes de detección. Los mencionamos a continuación6:

  • Examen de Papanicolaou y/o citología en base líquida: Detecta afecciones precancerosas del cuello uterino, a fin de controlarlas o tratarlas para evitar que se conviertan en cáncer. Se recomienda que las mujeres se hagan este examen de forma rutinaria desde los 21 años.

  • Colposcopía e inspección visual tras la aplicación de ácido acético: Facilita la visualización de áreas sospechosas de tener lesiones precancerosas y proceder a realizar la biopsia para una detección temprana de la lesión.

  • Prueba de VPH: Ayudar a saber si hay una infección por un VPH de alto riesgo, la cual podría resultar en formación de precánceres

Ahora que ya sabes más de esta enfermedad, te invitamos a conocer cómo puedes prevenir el cáncer con probióticos en este enlace

New call-to-action

Referencias:
Globocan 2018. https://gco.iarc.fr/
Kjær et al (2010). Long-term absolute risk of cervical intraepithelial neoplasia grade 3 or worse following human papillomavirus infection: role of persistence. J Natl Cancer Inst.
Adegoke et al (2012) Cervical Cancer Trends in the United States: A 35-Year Population-Based Analysis.
Garland et al (2007). Quadrivalent Vaccine against Human Papillomavirus to Prevent Anogenital Diseases (NEJM)
International Collaboration of Epidemiological Studies of Cervical Cancer (2007). Comparison of risk factors for invasive squamous cell carcinoma and adenocarcinoma of the cervix: collaborative reanalysis of individual data on 8,097 women with squamous cell carcinoma and 1,374 women with adenocarcinoma from 12 epidemiological studies. Int J Cancer.
NCCN Guideline for cervical cancer screening V1.2014

Oncosalud
Oncosalud

Entidad oncológica especializada en prevención, diagnóstico y tratamiento del cáncer.

¿Quieres más información? Suscríbete y recibe novedades

Revisa estos artículos recomendados

No te pierdas las últimas noticias sobre el mundo de la salud. Tips, guías, videos y más

¡Protege a tu familia hoy mismo!

Más de 35 años cuidando tu salud.

Descubre cómo podemos ayudarte a mantener un estilo de vida saludable con el respaldo de nuestros expertos.

Conoce más
foto-demo