Te ayudamos a prevenir, identificar y luchar contra el cáncer. Afíliate hoy y adquiere la protección que necesitas.

Conoce más
0 %   l e í d o

17/10/2021 - Léelo en 3 min.

Examen de la Piel: Cómo Hacerse un Autoexamen

Oncosalud
Entidad oncológica especializada en prevención, diagnóstico y tratamiento del cáncer.

Index de contenidos:

Tu piel es increíble y merece el cuidado adecuado que necesita. Esta guía te enseñará a realizar correctamente un examen de la piel para detectar los posibles problemas que puedan ocurrir en tu cuerpo antes de que se conviertan en algo serio.

Todos sabemos que deberíamos realizar autoexámenes regulares de nuestra piel para detectar cualquier problema potencial a tiempo, pero muchos de nosotros todavía no lo hacemos. 

Si no estás seguro de cómo realizar un autoexamen, o simplemente quieres asegurarte de que lo estás haciendo correctamente, sigue leyendo. 

Este artículo te enseñará todo lo que necesitas saber sobre el examen de la piel.

¿Por qué es importante realizar un autoexamen?

La mayoría de nosotros cuidamos bastante bien nuestro cuerpo: nos cepillamos los dientes, nos duchamos y comemos alimentos saludables. 

Pero hay una parte importante de nuestro cuerpo que a menudo descuidamos: la piel. 

La piel es nuestro órgano más grande, y también es la primera línea de defensa contra las enfermedades. 

Por eso es tan importante realizar un autoexamen de la piel con regularidad.

Dedicando unos minutos a observar su piel, puede detectar los primeros signos de cáncer de piel y tomar medidas para tratar el problema antes de que empeore. 

Los autoexámenes de la piel son fáciles de hacer y no requieren ningún equipo especial. 

Sólo tienes que utilizar un espejo de cuerpo entero y una luz brillante, y observar detenidamente tu piel de la cabeza a los pies. 

Asegúrate de examinar la espalda y las nalgas, así como las zonas difíciles de ver, como el cuero cabelludo, el cuello y entre los dedos de los pies. 

Realizar autoexámenes periódicos de la piel es importante porque puede ayudar a detectar a tiempo cualquier posible problema cutáneo. 

Si notas algún cambio en tu piel durante el autoexamen, es importante que consultes a un médico lo antes posible.

Muchas afecciones cutáneas, como el melanoma, pueden tratarse con éxito si se detectan en las primeras fases.

¿Cómo realizar tú mismo el examen de la piel?

El autoexamen de la piel se realiza mejor frente a un espejo en una habitación bien iluminada. 

Debes examinar todo el cuerpo, incluyendo el cuero cabelludo, la cara, el cuello, el pecho, la espalda, los brazos, las manos, las piernas y los pies.

Si tienes dificultades para ver toda la piel, puedes utilizar un espejo de mano para ayudar.

¿Qué buscar durante un autoexamen?

Al examinar tu piel, debes estar atento a cualquier cambio de tamaño, forma o color de los lunares u otros crecimientos, así como a cualquier crecimiento nuevo.

También debes buscar cualquier cambio en la textura de la piel, como protuberancias, costras, descamación o enrojecimiento.

¿Cuándo consultar a un médico sobre cualquier problema de la piel?

El autoexamen de la piel no sustituye a las visitas periódicas al médico. 

Es simplemente una forma de hacer un seguimiento de los cambios que se producen en la piel y de identificar a tiempo posibles nuevos problemas.

La autoexploración de la piel te permite desempeñar un papel activo en el cuidado de tu salud al familiarizarte con el aspecto y el tacto normales de tu piel.

El exámen de la piel es más eficaces si lo realizas con regularidad, sobre todo si tienes antecedentes familiares de cáncer de piel u otros factores de riesgo de melanoma (como una piel clara), un mayor número de lunares, lunares atípicos o antecedentes personales de melanoma.

Si observas algo inusual -un lunar nuevo, un cambio en un lunar existente o una llaga que no se cura- pide cita con tu médico. 

Consejos para mantener una piel sana 

Hay algunas cosas sencillas que puedes hacer para mantener tu piel sana:

  • Usar protección solar todos los días, incluso en los días nublados.
  • Evita la exposición al sol durante las horas del mediodía, cuando los rayos solares son más fuertes.
  • Utiliza ropa protectora, como mangas largas y sombrero, cuando esté al aire libre.
  • No fumes.
  • Lleva una dieta saludable y bebe mucha agua para mantener tu piel hidratada.

Siguiendo estos consejos, puedes ayudar a prevenir problemas cutáneos y mantener tu piel sana.


Etiquetas:

Obtén de forma actualizada todos nuestros artículos, podcasts, transmisiones en vivo y videos

Artículos relacionados

¡Te ayudamos! star