¡La prevención salva vidas! Afíliate hoy y adquiere la protección que necesitas
Afíliate aquí
Diverticulitis: Causas, Síntomas y Tratamiento

Diverticulitis: Causas, Síntomas y Tratamiento

Lectura de 4 minuto(s)

Probablemente hayas escuchado en alguna oportunidad el término diverticulitis pero no estás seguro de qué se trata. Este artículo te proporcionará información sobre la diverticulitis. Conocer sus causas y síntomas, así como su tratamiento, es clave para controlar y prevenir la enfermedad.

¿Qué es la diverticulitis?

En la pared del intestino grueso pueden formarse pequeñas bolsas en forma de dedo llamadas divertículos. 

En la mayoría de las personas, estas bolsas no causan ningún problema y nunca se notan. 

Sin embargo, en ocasiones estas bolsas se inflaman e infectan, produciendo la afección conocida como diverticulitis.

La diverticulitis es un trastorno gastrointestinal que puede causar diversos síntomas molestos. 

Esta afección es más frecuente en personas mayores de 50 años y poco frecuente en niños y adolescentes. 

Causas de la diverticulitis

La causa exacta de la diverticulitis no está clara. 

Sin embargo, existen ciertos factores que aumentan el riesgo de que una persona desarrolle esta afección. 

Los factores de riesgo de la diverticulitis incluyen:

  • Envejecimiento
  • Un alto consumo de grasas
  • Llevar una dieta baja en fibra puede provocar estreñimiento y heces duras y pequeñas difíciles de expulsar. 
  • Esto puede causar presión en la pared del intestino grueso, que es más propenso a formar bolsas. 
  • Tabaquismo
  • Obesidad
  • El uso de fármacos antiinflamatorios no esteroideos (como el Ibuprofeno), esteroides y opiáceos
  • Falta de ejercicio: Un estilo de vida sedentario puede aumentar el riesgo

Síntomas de la diverticulitis

Los síntomas más comunes de la diverticulitis son:

  • Dolor o sensibilidad en el lado izquierdo inferior del abdomen
  • Fiebre
  • Estreñimiento
  • Diarrea (Menos común)
  • Náuseas
  • Vómitos 

La gravedad de los síntomas depende del tamaño de las bolsas formadas y de su grado de inflamación. 

Las personas diagnosticadas de diverticulitis aguda pueden experimentar todos los síntomas anteriores, pero en mayor grado. 

En algunos casos, las bolsas pueden romperse y filtrar bacterias y mucosidad a la cavidad abdominal, lo que puede causar infecciones.

Diagnóstico y pruebas de la diverticulitis

El médico puede utilizar diferentes pruebas para diagnosticar la diverticulitis. 

Un examen físico puede revelar la presencia de sensibilidad abdominal e hinchazón. 

El médico puede pedir análisis de sangre para buscar signos de infección. 

También puede solicitar una Tomografía computarizada para detectar la presencia de un absceso u otras complicaciones de la diverticulitis. 

La TC también puede indicar la gravedad de la diverticulitis del paciente y orientar el tratamiento.

Tratamiento de la diverticulitis

El tratamiento de la diverticulitis depende de la gravedad de los síntomas. 

La diverticulitis sin complicaciones se puede tratar en el hogar con descanso en la cama, líquidos para hidratarse y medicamentos para aliviar el dolor.

Además, se recomienda una dieta líquida por algunos días para permitir que el intestino se cure y luego ir agregando alimentos sólidos de forma gradual. 

La diverticulitis complicada requiere hospitalización y tratamiento con antibióticos intravenosos y, en algunos casos, cirugía para extraer la sección afectada del intestino. 

También, se recomienda una colonoscopia para descartar el cáncer de colon aproximadamente 6 semanas después de recuperarse de la diverticulitis.

En los casos más avanzados, la diverticulitis puede requerir un tratamiento extenso.

Si un segmento del colon está obstruido por un absceso, el médico puede recomendar una colostomía para desviar el flujo fecal a una bolsa externa.

Una vez desaparecida la inflamación, puede revertirse la colostomía y volver a conectar el intestino.

Prevención de la diverticulitis

La prevención de la diverticulitis incluye adoptar hábitos de vida saludables como no fumar, evitar el alcohol, mantener un peso saludable, hacer ejercicio regularmente y seguir una dieta rica en fibra. 

La fibra contribuye a prevenir la diverticulitis al ayudar a prevenir el estreñimiento y los esfuerzos durante la deposición. 

Las frutas como las manzanas y las peras, así como los cereales como el maíz y la avena son alimentos ricos en fibra que ayudan a prevenir la diverticulitis. 

También se recomienda mantenerse hidratado para una buena salud intestinal.

Igualmente, es recomendable hacer ejercicio con regularidad, caminar al menos 30 minutos al día y evitar permanecer sentados durante largos periodos de tiempo.

Cuándo acudir al médico

Los síntomas de la diverticulitis suelen ser similares a los de otras afecciones gastrointestinales, por lo que es importante consultar con el médico para un diagnóstico correcto y el tratamiento adecuado. 

El médico realizará un examen físico y pruebas, como una tomografía computarizada, para confirmar el diagnóstico. 

Si se detecta diverticulitis, el médico recomendará el tratamiento adecuado para aliviar los síntomas y prevenir complicaciones.

Dieta para la diverticulitis

Después de sufrir el ataque de diverticulitis, una dieta de líquidos claros dará un descanso a tu sistema digestivo, comenzando con sólo líquidos claros durante unos días.

Esto incluye caldos y jugos de fruta sin pulpa.

La gelatina también está permitida en la dieta de líquidos claros.

Cuando el médico lo considere conveniente recomendará añadir poco a poco alimentos bajos en fibra. 

Algunos ejemplos de alimentos bajos en fibra son las frutas enlatadas o cocidas sin piel ni semillas y verduras enlatadas o cocidas, como zanahorias y papas (sin piel).

También se pueden ir agregando a la dieta huevos, pescado y aves así cómo jugos de fruta y verdura sin pulpa.

También, cereales bajos en fibra, leche, yogur, queso, arroz blanco y pasta. 

Etiquetas:

Obtén de forma actualizada todos nuestros artículos, podcasts, transmisiones en vivo y videos

Revisa estos árticulos recomendados

No te pierdas las últimas noticias sobre el mundo de la salud. Tips, guías, videos y más

El mejor plan es proteger a tu familia del cáncer

Tenemos 30 años de experiencia en prevenir y combatir el cáncer. Promovemos un estilo de vida saludable y te orientamos de la mano de médicos especialistas en oncología. Somos especialistas en cáncer.

Conoce más
foto-demo
¡Te ayudamos! star