Te ayudamos a prevenir, identificar y luchar contra el cáncer. Afíliate hoy y adquiere la protección que necesitas.

Conoce más
0 %   l e í d o

07/10/2021 - Léelo en 3 min.

Tipos de Quimioterapia: Cuáles Son y Características

Oncosalud
Entidad oncológica especializada en prevención, diagnóstico y tratamiento del cáncer.

Index de contenidos:

La quimioterapia es un tratamiento común del cáncer que utiliza fármacos para eliminar las células cancerosas. Hay diferentes tipos de quimioterapia, y cada uno tiene características únicas. Conoce más sobre los diferentes tipos de quimioterapia en este artículo.

La quimioterapia es una de las alternativas que se utilizan para tratar el cáncer. 

Funciona eliminando o ralentizando el crecimiento de las células cancerosas, mientras deja las células normales relativamente ilesas. 

Existen varios tipos de quimioterapia, cada una con sus propias características. 

¿Qué es la quimioterapia y cuáles son sus principales objetivos?

La quimioterapia es un tipo de tratamiento del cáncer que utiliza fármacos. 

El término "quimioterapia" procede de las palabras griegas "chemo", que significa fármacos, y "terapia", que significa tratamiento. 

Los fármacos quimioterapéuticos matan las células cancerosas o impiden su crecimiento.

La quimioterapia puede administrarse sola o en combinación con otros tratamientos contra el cáncer, como la cirugía o la radioterapia. 

El objetivo principal de la quimioterapia es eliminar las células cancerosas, pero también puede utilizarse para reducir los tumores, aliviar los síntomas y evitar que el cáncer se extienda. 

¿Cómo funciona la quimioterapia?

Los fármacos de quimioterapia suelen administrarse por vía intravenosa, es decir, se inyectan en una vena. 

El fármaco viaja por el torrente sanguíneo para llegar a las células cancerosas de todo el cuerpo.

La quimioterapia puede ser muy eficaz para eliminar las células cancerosas, pero también daña las células sanas, lo que puede provocar efectos secundarios como pérdida de cabello, náuseas y fatiga. 

Además, la quimioterapia puede debilitar el sistema inmunitario, haciendo que los pacientes sean más susceptibles a las infecciones. 

A pesar de estos efectos secundarios, la quimioterapia suele ser la mejor opción de tratamiento para muchos tipos de cáncer. 

Gracias a los avances de la tecnología médica, los médicos pueden administrar la quimioterapia con mayor eficacia y minimizar los efectos secundarios. 

Como resultado, la quimioterapia se ha convertido en un arma importante en la lucha contra el cáncer.

¿Cuáles son los diferentes tipos de quimioterapia y sus características?

Existen diferentes tipos de quimioterapia, cada uno con sus propias características.

  • La quimioterapia adyuvante se aplica después de la intervención quirúrgica en un intento de eliminar cualquier célula cancerosa restante y prevenir la reaparición.
  • La quimioterapia de inducción o conversión se administra para intentar convertir un cáncer inoperable en uno que pueda tratarse con otras modalidades como la cirugía o la radiación. 
  • La quimioterapia neoadyuvante se aplica antes de la cirugía para reducir el tamaño del tumor y facilitar su extirpación. 
  • La radioquimioterapia concomitante es la administración simultánea de radiación y quimioterapia. 
  • La quimioterapia paliativa se administra para aliviar los síntomas y no pretende curar el cáncer. 

En cualquier caso, el tipo de quimioterapia utilizada dependerá de la situación de cada paciente.

¿Cuáles son los tipos más comunes de fármacos de quimioterapia?

Los principales fármacos utilizados en quimioterapia son:

  • Agentes alquilantes: Estos fármacos actúan dañando el ADN de las células cancerosas, lo que les impide crecer y dividirse. Los agentes alquilantes más comunes son la ciclofosfamida y el clorambucilo.

  • Antimetabolitos: Estos fármacos limitan o bloquean la división de las células, lo que impide el crecimiento de las células cancerosas. Los antimetabolitos más comunes son el 5-fluorouracilo y el metotrexato.

  • Antraciclinas: Estos fármacos actúan dañando el ADN de las células cancerosas e impidiendo su replicación. Las antraciclinas más comunes son la doxorubicina y la actinomicina D

  • Alcaloides vegetales: Estos fármacos actúan interfiriendo en la capacidad de división de las células cancerosas. Los alcaloides vegetales más comunes son la vincristina y la vinblastina.

Etiquetas:

Obtén de forma actualizada todos nuestros artículos, podcasts, transmisiones en vivo y videos

Artículos relacionados

¡Te ayudamos! star