Tu lucha, mi lucha

Te acompañamos en cada momento de tu vida y te ayudamos a cuidar tu salud.

x

Descubre los beneficios de jugar juegos de mesa con tus hijos

Dr. Luis Schwarz

Jefe de Investigación Científica

octubre 24, 2019 5 min lectura

En la actualidad, los juegos de mesa son una de las principales atracciones de niños y adolescentes. Divierten, distraen e incluso pueden ser una fuente de aprendizaje. Aunque por lo general vemos que los niños juegan con amigos, ¿te has preguntado qué beneficios proporcionaría jugar juegos de mesa en familia?

Tal vez creas que no muchos, sin embargo, las investigaciones concluyen que el juego en familia es una magnífica forma de fortalecer el vínculo entre padres e hijos.

Si eres padre o madre de familia y tienes hijos pequeños en casa, no dejes de leer este artículo. Sin duda podrás aprender una forma divertida de estrechar los vínculos con tu hijo a través de los juegos de mesa. ¡Te sorprenderás!

1. Mejora la relación entre padres e hijos

Como sucede con cualquier actividad grupal o deporte, los juegos de mesa que se practican en familia son un buen momento para compartir tiempo juntos, comunicarse y relacionarse. Además, se trata de momentos llenos de diversión, risas e incluso de sana competencia. Todo esto hace que la relación entre padres e hijos mejore y se haga más fuerte. Además, no es sorpresa que la conversación luego una partida de, por ejemplo, Monopolio, gire entorno a lo que habían jugado. De esta manera, la comunicación se mantiene y se extiende más allá de los juegos. ¿Qué estrategias podemos usar la próxima vez? ¿Qué avenidas te gustaría comprar? ¿Cómo crees que será el la próxima partida? Son temas de conversación que podrían surgir y que ayudan a mantener una conversación cercana entre padres e hijos1.

monopolio y sus elementos

2. Redefine la figura de autoridad

A menudo, los padres suelen dar una imagen de autoridad y severidad en temas como la educación o las responsabilidades. Sin embargo, esto no tiene que ser siempre así. Jugando, los hijos sentirán que los padres no son solo una figura de autoridad que está presente en momentos que requieran ser más estricto, sino también que puede ser una figura con la cual compartir diversión, risas y el disfrute. También pueden jugar juntos para lograr un objetivo común, lo que requiere un gran trabajo en equipo. Sin duda, todo esto supone también una importante forma de expresar el cariño. Que un hijo sepa que sus padres también son capaces de reír y jugar con ellos, les hace sentir más queridos.

Los juegos de mesa también se convierte en una oportunidad que tienen los padres para felicitar a sus hijos por lograr una victoria o por simplemente haberse esforzado mucho. Esto contribuye a mejorar su autoestima y motivación.

familia jugando juegos de mesa

3. Permite el aprendizaje mutuo

Los niños y adolescentes que crecieron con juegos de mesa en la década de los noventa son los padres de hoy. Entonces, es muy probable mantengan esa afición hasta la actualidad. Así, son ellos quienes pueden introducir a sus hijos a un determinado juego de mesa y enseñarle las reglas. De esta manera, jugar juegos de mesa en familia es una estupenda manera de aprender los unos de los otros. Los hijos pueden enseñar cosas a los padres a través del juego, al igual que los padres enseñan a sus hijos. Se produce un intercambio de conocimientos donde todos aprenden del otro al jugar juntos.

familia jugando jenga en casa

4. Mejoran la concentración

A menudo, los niños tienen problemas para mantener la concentración por mucho tiempo. Se aburren y suelen abandonar lo que hacen si no consiguen lo que quieren. La televisión y el celular suelen contribuir a este problema a este déficit de atención. Entonces, ¿cómo lograr una mejor concentración en los hijos? Tan simple como jugando juegos de mesa. Algunos de estos juegos requieren un alto grado de concentración por tiempos prolongados. Sin embargo, la diversión que estos proporcionan harán que su hijo se mantenga enfocado en conseguir su objetivo. Con el tiempo, se volverá más paciente y su capacidad de concentración irá aumentando2.padre e hijo jugando damas

5. Crea un momento de enseñanza

Aunque mucha gente solo considere a los juegos de mesa como una forma de entretenimiento, en realidad también pueden ser un medio de aprendizaje. Existen muchos juegos diseñados para facilitar el aprendizaje de las ciencias, historia e incluso la solución de problemas, los cuales pueden ser utilizados por los padres para promover la enseñanza en sus hijos de una manera divertida.

Por otro lado, a través de los juegos de mesa en familia, los padres pueden comunicar y transmitir valores y sanas formas de relacionarse con los demás, pues las actividades en grupo son especialmente buenas para socializar. Por ejemplo, pueden enseñar a esperar el turno, a ser honestos y volverse más tolerantes, aprender a perder y a disfrutar con la victoria del otro y a competir manteniendo una actitud positiva. Es fundamental que los niños aprendan que, aún en competencias, hay que mantener una buena actitud, saber disfrutar y evitar el estrés. Todo este aprendizaje debe iniciarse en el contexto familiar y desde edad temprana para que se refleje en el comportamiento social más adelante.

padre e hijo jugando ajedrez

Sin duda, los juegos de mesa son una forma muy beneficiosa de relacionarse entre padres e hijos. Los padres pierden una enorme oportunidad cuando se niegan a jugar con sus hijos, ya que no comprenden que los juegos también pueden ser una herramienta de aprendizaje mutuo y un medio para compartir tiempo y experiencias. El juego en familia genera un hogar feliz.

afiliate programa oncologico

Referencias:

  1. El País (05/06/2018) Juegos de mesa en familia: El mejor remedio contra el aburrimiento. Recuperado de: https://elpais.com/elpais/2018/05/28/mamas_papas/1527490558_454892.html
  2. Eukame. Beneficios de los juegos de mesa para la familia: https://edukame.com/beneficios-de-los-juegos-de-mesa-para-la-familia

Tu lucha, mi lucha

 

Suscríbete gratuitamente a nuestro boletín y recibe recomendaciones
de prevención, tratamientos, alimentación y señales de riesgo del cáncer
.