¡La prevención salva vidas! Afíliate hoy y adquiere la protección que necesitas
Afíliate aquí
Cáncer de Vagina: Causas, Síntomas y Tratamiento

Cáncer de Vagina: Causas, Síntomas y Tratamiento

Lectura de 3 minuto(s)

El cáncer de vagina es un tipo de cáncer muy raro que puede afectar a las mujeres. Este se origina a partir de las células de la vagina, un órgano muscular en forma de tubo que conecta el cuello uterino con la vulva o genitales.

Existen muchos tipos de cáncer que pueden afectar la vagina. 

De hecho, es mucho más frecuente encontrar cánceres de vulva o de cuello uterino invadiendo la vagina. 

Sin embargo, dentro de los cánceres de vagina primarios, los más frecuentes son los llamados carcinomas de células escamosas y adenocarcinomas. 

Estos se originan a partir de las células de revestimiento o de las glándulas mucosas de las paredes de la vagina respectivamente.

Estos tipos de cánceres suelen observarse en mujeres mayores de 60 años y ser de formación lenta. 

Generalmente, pueden ser diagnosticados de forma temprana mediante chequeos ginecológicos regulares y Papanicolau.

Causas del cáncer de vagina

Se desconoce la causa del cáncer vaginal. 

No obstante, al igual que todos los cánceres, ésta enfermedad se comienza a desarrollar cuando las células de los tejidos mutan y se convierten en células cancerígenas.

Estas células cancerígenas tuvieron un cambio en su ADN que hace que se reproduzcan rápidamente y a su vez, no mueran cuando se cumple su ciclo celular.

Ese crecimiento de células se traduce en tumores cancerígenos.

Aún cuando se desconoce la causa exacta del cáncer de vagina, es importante reconocer algunos factores que pueden predisponer al desarrollo de esta enfermedad, como lo son:

  • Tener más de 60 años
  • Haber tenido lesiones de precancer previamente
  • Infecciones con cepas de VPH de alto riesgo
  • Haber estado expuesta a dietilestilbestrol (DES) 

¿Cuáles son sus síntomas?

La gran mayoría de los cánceres de vagina no generan síntomas en sus etapas iniciales, sino cuando ya se han esparcido a otros órganos.

De igual forma, cuando presentan síntomas, los mismos suelen ser ignorados por las pacientes ya que suelen ser síntomas muy comunes.

Entre sus principales síntomas incluyen:

  • Flujo o sangrados vaginales
  • Dolor en la pelvis
  • Dolores al tener relaciones sexuales o al orinar
  • Cambios al orinar o defecar como micciones frecuentes o sangre en las heces

Opciones de tratamiento del cáncer de vagina

Este tipo de cáncer es curable cuando se diagnostica en etapas tempranas. 

Entre sus opciones de tratamiento se encuentran la cirugía, la radioterapia y quimioterapia.

A su vez, el tratamiento va a depender del tipo de cáncer y el estadio en el que sea diagnosticado. 

El objetivo principal del tratamiento contra el cáncer de vagina es la reducción de los tumores para su remoción y evitar que se disemine la enfermedad.

Recordando que los tratamientos son personalizados para cada caso, puede incluir una o todas las opciones de tratamiento en combinación. 

A su vez, las intervenciones quirúrgicas pueden ser más o menos conservadoras.

Es por esta razón que es importante asistir a los chequeos ginecológicos regularmente. 

Esto permite diagnosticar dichas patologías en estadios tempranos donde aún es posible curar la enfermedad con el tratamiento más conservador posible.

Pruebas para el diagnóstico del cáncer de vagina

Lo primero que hará el especialista, una vez que el paciente acuda a la consulta presentando síntomas de la enfermedad, es recabar información y antecedentes médicos.

A continuación, realizará un examen físico en el que incluirá una prueba Papanicolaou o una biopsia de vagina.

Si el resultado obtenido en la prueba Papanicolaou muestra células anormales, entonces se realizará una colposcopia o vaginoscopia. 

El instrumento utilizado en esta prueba, el colposcopio, permite al médico observar con detenimiento la superficie de la vagina y el cuello uterino en búsqueda de zonas anormales.

La prueba más determinante a la hora de diagnosticar el cáncer de vagina es la biopsia. 

La biopsia consiste en tomar una muestra de tejido para que un especialista o patólogo la examine al microscopio en búsqueda de células anormales.

Una vez determinado el tipo de condición precancerosa o cancerosa se realizan otros estudios para ampliar los conocimientos de la enfermedad y su propagación.

Entre estos estudios están las radiografías, las tomografías computarizadas, resonancia magnética y tomografía por emisión de positrones.

Etiquetas:

Obtén de forma actualizada todos nuestros artículos, podcasts, transmisiones en vivo y videos

Revisa estos árticulos recomendados

No te pierdas las últimas noticias sobre el mundo de la salud. Tips, guías, videos y más

El mejor plan es proteger a tu familia del cáncer

Tenemos 30 años de experiencia en prevenir y combatir el cáncer. Promovemos un estilo de vida saludable y te orientamos de la mano de médicos especialistas en oncología. Somos especialistas en cáncer.

Conoce más
foto-demo
¡Te ayudamos! star